Women's HealthCerrar
Email WhatsApp Compartido por 0 personas

Fitness

28.04.2016

Cómo fortalecer el cuello

Existe una musculatura cuyo rol fundamental es la estabilización del cuello y la columna cervical. Se encuentra en la cara anterior del cuello y se llaman músculos flexores profundos del cuello.

Cómo fortalecer el cuello

La semana pasada estuve en un curso, que implicó estar 4 días casi completos mirando una gran pantalla frente a mí. La posición de la cabeza fue permanente y mantenida: mirada hacia adelante y levemente hacia arriba para poder ver bien lo que estaba frente a mí… como cuando estamos en el cine, ¡pero 4 días seguidos!

El resultado, además de aprender mucho, fue un dolor leve pero constante en mi cuello. Típico dolor cansado, molesto, que puede incluso terminar en dolor de cabeza.

La mayoría de las personas tienen los músculos flexores profundos del cuello inhibidos, entonces su función la suple la musculatura más superficial, provocando tensión innecesaria y una pérdida del mecanismo protector en la columna cervical.

Si esto es mantenido en el tiempo se traduce en dolor y sobrecarga de las estructuras del cuello. ¿Cuántas personas terminan con dolor de cuello cuando realizan ejercicios? ¡Lo viví en primera persona!

Al igual que cualquier músculo, los flexores profundos del cuello se entrenan. Aquí van algunos tips:
– Son músculos que se activan a través de la utilización de la mirada. Si miras hacia abajo, estos músculos despiertan. Usa este recurso en toda tu rutina de ejercicios (cualquiera que sea) si tienes problemas en el cuello.

– No sólo sirve mirar hacia abajo, sino también “pensar en hacerlo”, incluso cuando estás mirando hacia otro lado.

– Alinea tu cabeza sobre tus hombros, como si fueras un adorno de Navidad que está colgando del techo, proyectando la coronilla hacia el cielo.

– Realiza una pequeña flexión en la parte superior de la columna cervical, como apretando un tomate maduro entre tu barbilla y el pecho, sin aplastarlo demasiado para que no se reviente.

– Aleja la vista de lo que estés mirando, para que tu cabeza no se adelante y tus hombros no tengan que soportar el peso de tu cabeza.

Comenta este post

cerrar